Tom Hardy se despide de su inseparable perro Woody

Todos los que tenemos o hemos tenido un perro sabemos la relación tan especial que surge entre dueño y mascota. Es un amor puro e incondicional que nos acompaña para siempre. Sí, para siempre, porque incluso cuando nos ha tocado decirle adiós a nuestro mejor amigo, ese amor nunca desaparece ni se olvida. Realmente es tanto y tan bueno todo lo que nos aportan que la pena que sentimos cuando nos dejan, nos marca profundamente. Nos hemos sentido muy conmovidos con las palabras que Tom Hardy (actor) le ha dedicado a su perro recientemente fallecido: Woody. Un perro que fue rescatado y adoptado por el actor y que le acompañó hasta sus últimos días.

tom-hardy2

Esta fue la emotiva carta de despedida:

“Vi por primera vez a Woody corriendo a través de una autopista en una noche oscura mientras rodábamos ‘Sin Ley’. Estaba perdido. Tenía 11 semanas. ‘Oh No’, pensamos. Paramos el coche. Utilicé mi teléfono para iluminar la carretera en caso de que un coche se acercara a la autopista y no pudiera verme. Observé a esa cosa corriendo hacia la autopista en el campo negro a buena velocidad hacia los coches y camiones y recuerdo ver sus orejas rebotando hacia el tráfico. No podía distinguir cómo era de grande o cuál era su raza. Sólo esas dos orejas saltando. Sentí pánico porque no tenía un nombre que gritar y estaba cerca de la autopista.

Puse mis dedos en mi boca y silbé. Lo más fuerte que pude. Corrió directamente hacia mí y me golpeó alrededor de las piernas, podía oír su angustia y me agaché pensando que me iba a morder. Era muy pequeño, y se me quedó mirando con sus dos grandes ojos marrones a los míos. Aterrorizado y completamente tranquilo. Cuando volví al coche y me senté en mi asiento, se acostó en mi hombro y se quedó dormido. Jessica me preguntó si era macho o hembra. ‘Es un macho’, le dije. ¿Cómo lo sabes?. Ehhh… Puedo sentir su Woodstock. ¡¡¡Pues estupendo!!! ¡Llamémosle Woodstock! Y así fue. Estaba cubierto de mierda. En ese momento también lo estaba yo. Lo llevamos directamente a la tienda de mascotas para limpiarlo y comprarle cosas buenas… un montón de cosas que necesitan los perros, y caminamos por los pasillos los tres y le dejamos elegir juguetes.

Llevaba un pañuelo rojo y bebió del inodoro durante toda la noche a pesar de tener unos cuencos de agua en el apartamento. Sentí la mayor de las alegrías por ser dueño de perro y tener un mejor amigo de nuevo después de la muerte de Max. La primera mañana que lo tuvimos comió lo más rápido que pudo. Sólo queríamos que comiera algo de comida real. Ahora tenía mucha. Pero había un superviviente en él. Estaba claro que había tenido que comer lo que podía y tenía problemas con la comida. Pero nunca volvería a tener hambre. Su apodo era Yamaduki. Porque literalmente hizo un yugo. Así que Woodstock Yamaduki era su nombre completo. ‘Woody Thomas’, más tarde ‘Woody dos zapatos’ y ‘Wu’ para abreviar.

Ha estado en muchos rodajes. Conoció a mucha gente. Hizo muchos amigos en los photocalls. En la lista de la revista Time, era el animal número 73 más influyente del mundo. Por encima de Tiburón, el de la película. Algo que todos pensamos que era brillante. No tenía un hueso malo en su cuerpo. Era todo amor.

No hablo normalmente sobre mi familia y mis amigos pero ésta es una circunstancia inusual. Woody influyó en mucha gente con su rostro amigable. Con gran tristeza os informo de que ha perdido una batalla muy dura y corta de 6 meses frente a una polimiostisis agresiva que hizo que muriera hace dos días. Tenía sólo 6 años. Era demasiado joven para dejarnos y en casa estamos devastados por su pérdida. Estoy agradecido por su leal compañerismo y amor y es bueno saber que ya no sufre. Sobre todo estoy completamente destrozado. El mundo era para mí un lugar mejor con él a mi lado. Woody era el mejor compañero de viaje que jamás podríamos soñar. Nuestras almas están entrelazadas para siempre.

Un amigo me dijo que era especial, un brillante ejemplo del mejor amigo del hombre. Gracias Woody por elegir encontrarnos. Te amaremos y estaremos contigo para siempre. Nunca jamás serás olvidado. Te amo más allá de las palabras. De aquí a la luna y otra vez y hasta el infinito y más allá. Corre con Max ahora junto a los ángeles. Te veré cuando llegue allí. Te amo con todo mi ser. Gracias siempre por tu amor, chico guapo”.

www.vitake.net

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *